Guía para la toma de muestras

Analítica General

• Sangre total
La muestra para el estudio hematológico es sangre total. La sangre total es una muestra frágil por lo que exponemos unas pequeñas sugerencias respecto a la toma de muestra.

Extraer sangre por punción venosa evitando si es posible, las extracciones de venas de pequeño calibre ya que las extracciones dificultosas y traumáticas estimulan el mecanismo de la coagulación.

- Desechar la aguja de la jeringuilla y traspasar la muestra al tubo con anticoagulante deslizando la sangre por las paredes del tubo. Tapar y homogeneizar suavemente moviendo el tubo con movimientos giratorios para evitar la hemólisis. Al menos 10 movimientos.

- El anticoagulante de elección para el recuento de células sanguíneas y su evaluación en mamíferos es el EDTA (tapón rojo). La heparina no preserva tan bien las células.

- Llenar los tubos al menos hasta la mitad para evitar la hemodilución. El laboratorio sumistra el material de acuerdo con el peso y la talla del animal, tubos de 1 o 5 ml

de capacidad.

- Reservar un resto de la extracción para preparar dos o tres extensiones finas de sangre periférica. Secar al aire y enviar junto con la muestra anterior. Si es posible siempre resulta conveniente fijar el frotis de sangre una vez seco en metanol.

- Proteger de rozaduras los frotis mediante unas cajas especialmente diseñadas para el envío de citologías o enfrentado los dos portas con un cartoncito o almohadilla en ambos extremos.


• Plasma Citrado (Coagulación)
El plasma citratado se obtiene a partir de la mezcla de sangre entera con citrato sódico, en la proporción que indica el tubo (1:9) de tapón azul. Se homogeniza la dilución y se centrifuga inmediatamente, siempre antes de los 30 minutos de la extracción a 2.500 o 3.000 r.p.m. durante 12 - 15 min.

- Separar el plasma cuidadosamente con una pipeta o una jeringuilla nueva, intentando no aspirar las células.

- Es conveniente congelar el plasma previo al envío al Laboratorio. Para ello, existen unos contenedores especiales para el envío de muestras congeladas que pueden solicitar en la delegación del Laboratorio más cercana.

- Si la extracción no resultó fluida y fácil, se recomienda la repetición de la toma de muestra con una nueva jeringa, un nuevo tubo y una vena distinta, por las razones previamente citadas.

 

• Suero
En la mayoría de las pruebas de laboratorio que se realizan en las Unidades de Bioquímica, Inmunología, Toxicología e Inmunoensayos, la muestra requerida es suero. Siempre es recomendable tomar las muestras en ayuno de al menos 8 horas. La lipemia interfiere en gran cantidad de prueba.

- El suero se obtiene por punción venosa y transfiriendo la sangre a una tubo sin anticoagulante.

- Dejar a temperatura ambiente hasta que el coágulo esté bien formado y centrifugar. Separar el sobrenadante (suero), si no se usan tubos de suerogel, introduciéndolo en un tubo sin aditivos, donde se enviará la muestra al Laboratorio.

- Refrigerar a +4Cº hasta que se envíe al Laboratorio.

• Plasma Heparina / Plasma EDTA
Este tipo de muestra es requerida para algunas pruebas especiales, como:

- ACTH (Plasma EDTA congelado), Amoníaco (Plasma EDTA congelado), Vitamina C (Plasma EDTA congelado), Ácido láctico (Plasma Flurado congelado), etc.

 

Se utiliza un tubo con el anticoagulante específico según la determinación. Una vez homogeneizada la muestra, se centrifuga y se separa el sobrenadante (plasma). Normalmente el plasma obtenido debe congelarse rápidamente por la labilidad de las sustancias a analiza.

Póngase en contacto con la delegación de Echevarne más cercana para consultar cual es el material adecuado para el envío de muestras congeladas.


Estudio Microbiológico

• Orina
Las muestras de orina para análisis bacteriológico deben ser preferentemente tomadas por cistocentesis o por sondaje. Las muestras tomadas por micción libre serán interpretadas con precaución teniendo en cuenta que pueden estar contaminadas de células y de microorganismos de las partes bajas del tracto urogenital y en cualquier caso, siempre es conveniente que sean de la mitad de la micción, es decir, desechando la primera parte de la orina y recogiendo sólo el resto.

• Heces
Examen parasitológico:

Las heces destinadas a análisis parasitológico deben recogerse del recto, salvo que se observe al animal en el acto de la defecación.

- Las heces se depositarán en un recipiente limpio y/o en un recipiente que suministra el Laboratorio que contiene formalina para preservar Protozoos.

 

Examen bacteriológico (coprocultivo):

El sistema de recogida es el mismo que en el caso anterior pero la muestra debe ser depositada en un recipiente estéril.

- Si además de remitir el frasco contenedor con las heces se envía un hisopo rectal con medio de transporte Cary Blair se ampliará la sensibilidad del cultivo (preserva los microorganismos anaerobios, Camppylobacter sp).

 

• Muestras Anaerobias
Un factor crucial para el éxito de los cultivos anaeróbicos es el transporte de las muestras clínicas; el efecto letal del oxígeno atmosférico ha de ser anulado hasta que pueda ser procesado.

Muestras apropiadas para cultivo anaerobio:

- Pus o secreciones procedentes de heridas profundas o quirúrgicas

- Abcesos

- Tejidos obtenidos tras cirugía o por necropsia

- Líquidos corporales: aspirados pleurales o peritoneales

- Líquidos articulares o líquido cefalorraquideo

- El material líquido para cultivo anaerobio se obtiene preferentemente con ayuda de una jeringa  y aguja estériles, expulsando todo el aire contenido en ellas. Evitar el envío de agujas, utilizando tapones especiales de jeringuillas.

- Abcesos, tomar muestra de la cara interna de la cápsula intentando raspar.

- En caso de lesiones o heridas cutáneas, siempre que sea posible, se debe aspirar el pus presente debajo de un colgajo de piel o en cavidades profundas mediante una aguja jeringa. Si esto no es posible, utilizar un hisopo pero cuidando de tomar la muestra de las áreas más profundas y evitando tocar las áreas cutáneas adyacentes.

- Tejidos procedentes de necropsias o de cirugía (unos 2 cm de diámetro) normalmente conservan un ambiente anaerobio en el centro de la pieza, por lo que pueden introducirse y remitirse al Laboratorio en un contenedor estéril.

- Este tipo de muestras no se refrigeran, ya la absorción de oxigeno es mayor a menor temperatura. Conservar por tanto a temperatura ambiente.

 

• Exudados y secreciones

Tomar la muestra en un hisopo estéril y remitir al Laboratorio refrigerados con medio de transporte Stuart o Amies para que la muestra no se deseque.

- El tipo de muestra será la procedente de aberturas naturales o de superficie corporal, por ejemplo:

- Exudado ocular: obtener la muestra antes de administrar analgésicos locales, colirios o antibióticos. Para la búsqueda de Chlamydia sp everter el párpado y frotar la conjuntiva con un hisopo.

- Secreción mamaria: Al igual que la orina recogida por micción libre, desechar las primeras gotas, probablemente contaminadas por la flora regional de la piel y tomar la muestra de la mitad de la secreción láctea.

- Exudado faríngeo: tocar con la torunda cualquier zona con exudado, membranas o inflamación intentando evitar el contacto con la mucosa oral o lengua.

- Nasal. Introducir el hisopo lo más profundo posible. Si se realiza biopsia de masa intranasal enviar una porción para microbiología.

- Exudado ótico, etc.

 

• Lavados Traqueales o Broncoalveolares
Enviar el material aspirado en un contenedor estéril mejor que con un hisopo. Lo ideal es realizar citología y microbiología al mismo tiempo.

• Hemocultivos
El cultivo de sangre se realiza cuando se sospecha de bacteremia o septicemia. Se requiere una asepsis estricta ya que una pequeña contaminación puede producir un resultado erroneo. Toma de muestra: antes de proceder a la toma de sangre, el lugar de la punción debe ser afeitado y limpiado con jabón. Desinfectar con alcohol etílico al 70% y posteriormente aplicar solución yodada. Dejar secar durante un minuto para que pueda ejercer su acción. No se aconseja la extracción de la sangre a través de catéteres ya que estos dispositivos pueden albergar bacterias que los han colonizado dando lugar a falsos positivos.

Inoculación de las botellas:

Retirar la cobertura más externa de las botellas (no desenroscar el tapón).

- Desinfectar el tapón de goma con solución yodada y dejarlo secar al menos un minuto.

- Inocular la botella con la cantidad de sangre recomendada y mover los frascos para que la sangre y el medio se mezclen.

- No introducir los frascos en la nevera.

Volumen de sangre:


Dependerá de la talla del animal. Consultar con el Laboratorio para recibir las botellas apropiadas según la talla del animal, el volumen de sangre a extraer o si está en tratamiento antibiótico.

• Líquidos Corporales: Pleural, Ascítico, Articular, LCR.
Mantener las máximas medidas de asepsia y enviar al Laboratorio en un tubo estéril. Siempre será una muestra más representativa que en un hisopo.

• Cultivo Micológico
Las lesiones de piel para estudio microbiológico: cultivo de hongos y observación directa deben extraerse de los bordes de la lesión y contener tanto pelos como escamas de piel.

Estudio de Líquidos y Citologías

• Citologías

Las muestras citológicas pueden obtenerse mediante un hisopo, por raspado o por aspiración mediante una aguja fina.

- Si se obtienen con un hisopo, rodar el hisopo sobre un portaobjetos limpio y seco, nunca arastrar.

- Si se realiza mediante un raspado, se requiere una hoja de bisturí que se pasará sobre la zona de la lesión hacia arriba varias veces. El material obtenido sobre la hoja de bisturí se depositará sobre el portaobjetos.

- Las muestras obtenidas por punción se expulsan en el extremo del portaobjetos.

- Se toma otro portaobjetos limpio y se coloca sobre su lado más estrecho encima del material extraído a 45†. Realizar una extensión del material hacia delante a lo largo del portaobjetos   hasta que la capa de células se vuelve más fina y se agota el material.

- Dejar secar la extensión durante 20 o 30 min.

- Fijar las extensiones con metanol (el primer líquido del Panóptico o Diff-Quick).

- El envío de los portaobjetos se realiza preferiblemente en contenedores especialmente diseñados para ello (plástico duro). Existen otro tipo de transportes pero si no van convenientemente protegidos existe un mayor riesgo de rotura.

 

• Líquidos o efusiones
Tipo de análisis que se realizan en un líquido:

Recuento de células, enviar preferiblemente en un tubo con EDTA.

- Citología; sirve la muestra anterior.

- Microbiología: según lo citado anteriormente.

 

• Médula Ósea
Existen varias formas de preparar las extensiones de médula ósea aunque nosotros recomendamos la técnica combinada: una parte por aplastamiento y otra por extensión. Para realizar un estudio completo rogamos envíen sangre entera con EDTA y a ser posible extensiones de sangre fresca (ver preparación de frotis sanguíneo). Si no fuese posible enviar muestra de sangre periférica, rogamos nos remitan los resultados hematológicos obtenidos previos a la extracción de médula ósea.

• Muestras Procedentes de Necropsias
En algunas ocasiones para realizar un examen completo post-mortem es necesario complementar histopatología y microbiología. Dado que el tratamiento de las muestras es diferente, a continuación mostramos algunas indicaciones en el proceso de obtención de las muestras.

- Selección de las muestras. El clínico realiza la necropsia enviando al laboratorio los órganos que considere más adecuados según lesiones macroscópicas y cuadro clínico.

- Las muestras obtenidas para examen bacteriológico deben ser lo más asépticas posibles. Las piezas de los diferentes órganos se introducirán en envases estériles, separados y correctamente identificados.

- Para el examen anatomopatológico se pueden enviar los diferentes órganos en el mismo envase.

- Tamaño de las piezas. Se recomienda que no sean piezas muy grandes ya que es más fácil que se produzca una incorrecta refrigeración y en lo que a respecta  al estudio histopatológico, el formol no penetra profundamente en las porciones centrales.

- El tamaño de las piezas por lo tanto no debe superar los 2 cm de diámetro. Si son piezas mayores hacer varias porciones del tejido a estudiar.

 

Muestras para Anatomía Patológica (Biopsias)

- Inmersión de los tejidos en Formol (frmaldehído) diluido al 10%, preferiblemente preferiblemente en agua destilada (una parte de formol y nueve de agua). Recordamos que la forma más pura de formaldehído líquido que se comercializa indica una concentración de 37-50%. Es a partir de esta formulación que realizamos la dilución 1:10.

- El volumen de fijador debe ser unas 10 veces el volumen de muestra. Conviene utilizar, por tanto, envases proporcionales al tamaño de muestra.
- Las biopsias endoscópicas deben viajar en contenedores de pequeño volumen (tubos, eppendorfs) correctamente identificados.
- Las biopsias óseas se fijan por inmersión en formol como el resto de tejidos.
- Las biopsias de tejido muscular conviene fijarlas sobre un soporte físico (plástico, madera, porexpan) mediante agujas o hilo de sutura para evitar la hipercontracción de miofibras.

- Evite mezclar en un mismo contenedor piezas grandes con piezas pequeñas. Éstas últimas podrían pasar desapercibidas.